Road to Zero: Nuestra responsabilidad por las personas y el medio ambiente

Actuar de una manera económica y sostenible son dos caras de la misma moneda para nosotros.
Es por eso que imponemos las más altas exigencias en el perfil ecológico de nuestra fabricación y siempre optimizamos nuestros procesos de producción de acuerdo con los últimos descubrimientos.
Eso se aplica a todas nuestras localizaciones en todo el mundo: como empresa global responsable,
garantizamos los mismos altos estándares ambientales en todo el mundo para garantizar una producción justa, sostenible y segura en todo momento.

Siempre un paso adelante en la protección del medido ambiente

AMANN participa en "Detox Our Future", una campaña internacional dirigida por la organización ecologista Greenpeace. A este respecto, se desarrolló una lista ampliada de criterios (véase el Anexo 6) para la certificación STANDARD 100 de OEKO-TEX®, que cumplen todos nuestros productos. En comparación con el catálogo de prueba utilizado actualmente (ver Anexo 4), los valores límite se han ajustado, en particular para los llamados "grupos de sustancias de desintoxicación". La certificación de acuerdo con el Artículo 6 aún no es obligatoria: AMANN es el primer fabricante de hilos de bordar y coser del mundo que acepta la obligación de desintoxicación de Greenpeace y en consecuencia (re-) certifica todos los productos relevantes.

Nuestra promesa

Junto con nuestros proveedores, asumimos la responsabilidad de la acción sostenible y prometemos ser extremadamente cuidadosos, de modo que se implementen todas las medidas de seguridad necesarias y no se usen productos químicos perjudiciales. Todos los hilos de AMANN, incluido el acabado, están fabricados completamente de sustancias no peligrosas, para que puedan utilizarse de forma segura sin riesgos para las personas o el medio ambiente.

Uso mínimo de materiales, devolución de materiales sobrantes a ciclos de materiales existentes, reduciendo al mínimo el consumo de energía. En AMANN, sabemos que las inversiones en eficiencia de recursos y compatibilidad medioambiental son inversiones de futuro. Trabajamos continuamente para ser aún mejores en estos aspectos. También vigilamos toda la cadena de valor añadido, desde la selección de la materia prima hasta el reciclaje. Practicamos la protección del medio ambiente e imponemos criterios estrictos; Como prueba de esto, vea nuestras numerosas certificaciones de gestión de energía y medioambiente. Además, cumplimos con la regulación química europea REACh para la protección de la salud y el medio ambiente.